La sucesión es la transmisión de los derechos y obligaciones del causante a sus herederos. Esto se refiere a las propiedades, derechos y cargas  que una persona deja después de su muerte. Estos derechos y obligaciones transmisibles se entienden que se transfieren al momento de la muerte del causante y pasan a formar parte del caudal.  A causa de esto se entiende que los herederos del causante se colocan en los zapatos de este desde el momento de la muerte una vez acepten la herencia.

Sucesión Testada: una sucesión testada es aquella en que el causante deja un testamento mediante el cual se deja por escrito la forma en que se manejará y distribuirá el caudal hereditario. Tenemos que tener claro que existen distintos tipos de testamentos y cada uno tiene requisitos particulares en ley.   De no cumplir el testamento con estos requisitos, se declarará nulo y se repartirá la herencia según la intestada.

Por ejemplo, a la hora de dividir los bienes en un testamento en donde el causante tiene descendientes, se tiene que tener en mente que los bienes se tendrán que dividir en tres porciones iguales:

  •  Legítima Estricta: esta es la porción del caudal que tiene que ir a los herederos forzosos. La ley llama a los que pueden recibir esta porción y el testador no tiene opción en su distribución, a excepción de los desheredados (tienen que haber cometido uno de los actos establecidos en la ley para poder ser desheredados).
  • Mejora: este tercio también se encuentra limitado, pero en este caso es únicamente a un descendiente.  Se le puede dejar a un heredero forzoso que sea descendiente o a un descendiente que no sea heredero forzoso. Se le llama mejora por esto mismo, debido a que puede mejorar a un heredero forzoso y darle más de lo que la estricta exige (a la mejora y a la estricta se les llama la legítima larga).
  • Libre Disposición: con esta porción de la herencia el testador puede disponer de ella como desee.

Sucesión Intestada: es la distribución que se lleva a cabo según lo establece la ley automáticamente cuando no existe un testamento válido que disponga de los bienes del caudal (esto puede pasar cuando la persona muere con testamento, pero este es declarado nulo). Esta va a establecer quienes están llamados a heredar y el orden, entre estos se repartirán los bienes del caudal en partes iguales.   En estos casos se realizará, por vía del tribunal o un notario, una declaratoria de herederos. Este es el mecanismo legal mediante el cual se confirman los herederos de un caudal.

Por: Lcda. Úrsula Carrión Nevárez

Carrión Nevárez, LLC

Leave a reply